fbpx
Cuéntame más
Tendencias

La desgarradora razón de por qué este hombre vive en un avión en medio del bosque

Por varios años he soñado en comprarme una propiedad en medio de un bosque y alejada de todo. Digamos que ese es el sueño, y seguramente algún día me atreva a vivirlo. Pero, quien se me adelantó por completo y tiene esa vida es Bruce Campbell, un ex ingeniero eléctrico que desde 1999 pasa la mitad del año viviendo en medio de la naturaleza. Lo peculiar de todo esto es la “casa” en la que decidió echar raíces.

Se llama Bruce, y un día de repente se le ocurrió  gastar todos sus ahorros (220 mil dólares) en comprar 4 hectáreas del bosque de Oregon. 

Esto pasó hace 15 años, pero nadie imaginó que en vez de construir una acogedora casa preferiría vivir en…¡un avión! 

Asegura que su objetivo real siempre ha sido “cambiar el comportamiento de la humanidad”. Fue en 1999 cuando se compró un Boeing 727 a 100 mil dólares. 

Durante muchos años se encargó de refaccionar el avión para convertirlo en su propia casa. 

Ahora ya no es un avión comercial de tres motores, ahora es un lugar que posee un futón, una cocina, un área de lavandería y hasta ducha.

Vive aquí la mitad del año. A sus 66 años, Bruce aún tiene mucha curiosidad por seguir explotando los talentos que posee desde temprana edad. De hecho nunca se casó porque ha reconocido durante varias entrevistas que es “socialmente bastante inepto”, y prefiere su soledad.

El costo total de la remodelación del avión costó 120 mil dólares. 

“Mi idea es elegir el camino que me hace más feliz”, le dijo a Daily Mail.

Y, aunque ahora Bruce Campbell disfruta de su vida a bordo de un avión que llama hogar, confiesa que la transición no fue fácil. Mientras refaccionaba y ponía en condiciones al avión, Campbell vivió durante años en una casa rodante.

 Debido a las pésimas condiciones de higiene, su hogar provisorio se infestó con ratones. No tuvo alternativa más que acelerar el proceso y mudarse a su nave, pese a carecer de un permiso de construcción.

Han pasado 15 largos años, y Bruce admite que está feliz y siente que el avión es su hogar. 

Ahora, su próximo objetivo será vivir el año entero ahí.

Temas relacionados